El Gobierno pondrá en práctica una estrategia más dura para evitar otra ola de saqueos

Noticias en Tucuman

El gobierno de Cristina Kirchner prepara un operativo “antisaqueos” para los días 19 y 20 de diciembre.

Para ello, desplegará un comando de prevención de fuerzas federales de seguridad,integrado por Gendarmería, Prefectura Naval, las policías Federal y de Seguridad Aeroportuaria, que dependen de la Nación, y las policías provinciales.

Así, habrá fuerte presencia de uniformados en las calles, monitoreos y alertas rápidas en las zonas más calientes de la Capital Federal, el conurbano bonaerense y los focos violentos de todas las provincias.

También el jefe del Gabinete, Jorge Capitanich, y el secretario de Seguridad, Sergio Berni, coordinaron con gobernadores y los ministros de seguridad locales una acción conjunta entre jueces y fiscales de todo el país para detener en el acto y procesar de inmediato a los individuos que cometan saqueos.

Se los imputará de un delito grave: robo agravado en poblado y en banda, una figura no excarcelable penada con entre tres y diez años de prisión, según consignó el diario La Nación.

Sin embargo, Berni, los jueces y fiscales acordaron investigar e interrogar a los detenidos para dar con los autores intelectuales de saqueos si los hubiera.

Algunos funcionarios volvieron a denunciar ayer intentos “destituyentes” y “desestabilizadores” de las policías (como se informa aparte).

Ese relato se contradice con la propia admisión oficial de que los salarios policiales son bajos -el motivo de los acuartelamientos- cuando la Casa Rosada anunció que la semana próxima equiparará el piso salarial de las fuerzas que dependen de la Nación con el de las policías provinciales, en 8.500 pesos.

Trascendió incluso que Cristina Kirchner le habría pedido a la procuradora general de la Nación, Alejandra Gils Carbó, que elabore un borrador de decreto de Estado de sitio por si hubiera desbordes. Ello no implica que esté dispuesta a firmarlo, pero da cuenta de la preocupación para prevenir cualquier situación inesperada, de acuerdo con el matutino.

Durante la semana última, Capitanich habló con todos los gobernadores afectados para prevenir posibles escenarios y establecer una línea de comunicación directa y de respuesta inmediata.

El temor de Berni era que muchos fiscales liberaran a los detenidos, para lo cual se aseguró que aquellos unifiquen criterios rigurosos.

El primer acuerdo de Berni fue con el ministro de Seguridad bonaerense, Alejandro Granados. El gobernador Daniel Scioli le agradeció ayer al secretario y confirmó que ya se realizan “tareas y despliegues preventivos” en su territorio.

Se identificaron zonas con tradición de conflictos y se desplegará allí la mayor cantidad de efectivos nacionales y provinciales. El primer llamado de atención fueron las convocatorias a saqueos masivos para el 19 y 20 de diciembre por las redes sociales. En esa fecha se conmemora la crisis social de 2001 cuando cayó el gobierno de Fernando de la Rúa.

Deja tu Comentario:

comentarios: