“Muy aburrido, muy turístico”: la oposición criticó el discurso de Manzur en la apertura de sesiones

Noticias en Tucuman

El gobernador Juan Manzur brindó este miércoles un discurso en la apertura de las sesiones ordinarias de la Legislatura. Sus palabras no fueron bien recibidas entre los legisladores de la oposición, quienes destacaron que el mandatario provincial se refirió ampliamente a todo lo realizado durante el año del Bicentenario pero no hizo hincapié en los principales problemas que afectan a los tucumanos en la actualidad, en especial la inseguridad.

En diálogo con el diario La Gaceta, varios parlamentarios de la oposición dieron su opinión al respecto.

José María Canelada (UCR), consideró que “Manzur ha tenido un discurso deshonesto; no habló con la verdad a los tucumanos. He escuchado al gobernador hablar de algunos logros como si fueran propios, y parece que el gobierno de la Nación no hubiera tenido nada que ver con el ingreso del limón a Estados Unidos, con las mejoras en el aeropuerto. Entonces, la verdad creo que no ha sido un discurso honesto, y me parece que esto no le hace bien a la democracia. Si uno escucha lo que dijeron en materia de seguridad, exaltan el 911, que no previene y es posdelictual. Hablan de equipamiento e infraestructura, y quienes hemos recorrido las comisarías sabemos que los policías no tiene con qué trabajar. Pienso que los habitantes del interior, cuando habló de salud, deben haber pensado que hablaba de otra provincia, porque lo escucho hablar de casi 30 programas de salud, y la verdad que fuera de la capital esto no llega a los tucumanos, que padecen falta de especialistas y de insumos”.

Por su parte, Stella Maris Córdoba (Bloque Peronismo del Bicentenario) señaló que “respecto de la reforma política, queda claro que el Poder Ejecutivo provincial no tiene ninguna idea para aportar y que no es su prioridad. Hay una gran contradicción entre querer generar fuentes de trabajo y una provincia con semejante presión fiscal como la que tenemos en Tucumán, donde, además, cuando se hacen cambios impositivos se hacen a favor de los amigos del poder y no de la población y de los que pueden invertir en general y poner su esfuerzo para emprender. La verdad es que yo esperaba que anuncie cambios en seguridad, y los datos que él ha aportado hoy no se condicen con la realidad. Si el gobierno de la provincia no hace cambios en la cúpula de los funcionarios que conduce la seguridad, es un grave error”.

Ramón Santiago Cano (Bloque Tucumán Crece) dijo: “Ha sido un discurso realista. Se han enmarcado en lo que se hizo en 2016 y fundamentalmente las perspectivas para 2017. Tenemos que dar esperanza a nuestra gente de que el futuro va a estar mejor. En eso tenemos que trabajar, pero también tenemos que dar muestra de ello”.

Claudio Viña (Fuerza Republicana) fue contundente: “Muy aburrido, muy turístico. Habló todo el tiempo del bicentenario y se olvidó de los problemas que hoy aquejan a los tucumanos que salen a la calle a tratar de conseguir un trabajo o de transportarse. No hay seguridad vial y hay motoarrebatadores por todos lados, y no habló de la política de adicciones, que está declarada en emergencia. Las páginas de los diarios del fin de semana se han llenado de hechos delictivos, con motos involucradas en el tema y accidentes, con heridos de armas de fuego. La verdad es que la situación es muy preocupante en Tucumán, y estamos hablando de plantar árboles y de conseguir inversiones energéticas, en buena hora, pero primero lo primero”.

Adela Estofán de Terraf (UCR), por su parte, consideró que “ha sido eso, un discurso. Fue un discurso irreal. Creo que no es la realidad que estamos viviendo los tucumanos en cuanto a inseguridad, en cuanto a salud, e incluso en cuanto a patrimonio cultural, porque habló mucho sobre patrimonio cultural y no quiso expropiar la Casa Sucar. Además, decir que hay menos inseguridad, bueno, ya sabemos en la piel de cada uno cómo es la inseguridad en Tucumán”.

Deja tu Comentario:

comentarios: